21 junio, 2012

Paul recuerda con cariño a su esposa Linda


Tras la separación de Los Beatles, Paul se sumió en una terrible depresión.

La única visión que entraba en su cabeza era el fin de Los Beatles ... ¿ y ahora qué?... se bloqueó de tal manera, que ni se lavaba,duchaba,afeitaba.

Se encontraba con Linda y las niñas, Heather y Mary, rodeados de todos sus Animales, estuvieron una larga temporada recluidos en aquel lugar que tantos momentos buenos les dio a la Familia McCartney a lo largo de sus vidas.

Pero en aquel momento no vivían buenos momentos y por eso Linda, cansada de verlo destruirse a sí mismo y que se estaba perdiendo crecer a sus hijas mayores, tomo una determinación al respecto.

Fue Linda, que con todo su Amor hacía su esposo y toda su buena intención, le obligó a ponerse las pilas y a demostrarle que la vida seguía después de Los Beatles y que debía preocuparse por su Familia.

Las conversaciones que tuvieron solo las sabrán ellos, pero lo que si esta claro, es que aquellas palabras cayeron hondo en Paul.

Porque el resultado es que a día de hoy, no perdemos ni un ápice de interés sobre MACCA, más bien al contrario, celebramos sus 70 cumpleaños con mucha alegría.

Hace pocos días Paul recordaba aquellos días con motivo de la Remasterización de RAM, un Álbum muy especial para Paul & Linda, lo hacía con estas palabras de agradecimiento hacía la mujer que se lo dio todo en su vida, ¡ Linda su gran Amor!




"Muy a menudo estaba demasiado borracho para escribir canciones", reconoció recientemente Paul.

Además de comentar acerca del gran apoyo que recibió por parte de Linda.

Tras la muerte de ella, por cáncer en 1998, la felicidad personal pareció abandonarlo.