26 diciembre, 2012

La curiosa historia del villancico "Happy Christmas" de John Lennon

 
            En una de las canciones de navidad, en España diríamos villancico, nunca cantado. Seguramente la conocen Vds., y si no la conocen, ahí va para que la rememoren junto con sus curiosos antecedentes.


 
            La canción tiene toda una historia detrás. Lo primero que se ha de decir es que es obra de John Lennon y de su entonces esposa, la japonesa Yoko Ono. No es una obra exactamente original, sino una adaptación de un himno proveniente del mundo de la hípica titulado “Skewball”, del que por cierto no es la única adaptación, existiendo muchas otras entre las cuales una de Peter, Paul and Mary (pinche aquí si desea escucharla), otra al francés titulada “C’etait un cheval blanc” de Hugues Aufray (escúchela aquí si lo desea), y hasta otra de Bob Dylan. Y ello sin hablar de las versiones realizadas sobre la versión de Lennon-Ono.
 
            El Happy Christmas de Lennon-Ono data de 1971 y es ante todo un himno contra la guerra de Vietnam, de ahí su final “war is over if you want it” (“la guerra ha terminado si tu quieres”), una campaña en la que la pareja Lennon-Ono se implicó muy intensamente, incluso alquilando de su propio peculio espacios publicitarios en once ciudades del mundo pidiendo el final de la guerra. Esto queda muy patente no sólo en su estribillo más repetido, “war is over if you want it”, sino también en el aestrofa que dice“and so happy Christmas for the yellow and red ones” (“para los amarillos y los rojos”), donde “los amarillos” simboliza a los vietnamíes, y “los rojos” a los americanos.

           Su intención original antibélica no desmerece en absoluto, sino que refuerza, su carácter navideño, y llama la atención que tanto Lennon como Ono eligieran la Navidad como vehículo para transmitir su mensaje de paz. Fíjense Vds. como ha cambiado el mensaje de la izquierda con el que John Lennon se hallaba claramente comprometido en estos años que han transcurrido de 1971 para aquí, que hoy nuestros vanguardistas progres españoles y los de tantas otras partes del mundo, le hablarían a Lennon del estado laico y de lo inadecuado de mezclar un mensaje de paz y contrario a una guerra, con una festividad claramente confesional, más aún cuando esa confesión no es ni más ni menos que… ¡¡¡el temido cristianismooooo!!!!
 
            Como quiera que sea, terminada la guerra de Vietnam pocos los que hoy recuerdan su dedicatoria a una guerra tan concreta, y lo que queda es un himno contra todas las guerras y una canción tan navideña que en una encuesta realizada por la cadena musical VH1 fue votada como la novena canción más popular de todas las dedicadas nunca a la Navidad.
 
            John Lennon, que por cierto tuvo una dura infancia y abandonado primero por su padre, Alfred, y luego por su madre, Julia, fue criado finalmente por su tía Mary “Mimi”, se educó en el anglicanismo, nada extraño por otra parte, tratándose como se trata de un muchacho de Liverpool, por lo que su contacto con el cristianismo es evidente. Más extraño es en todo caso la participación en la canción de Yoko Ono, componente de una familia emparentada con el mismísimo emperador de Japón, y desde luego no cristiana ella misma, si bien tuvo contactos más que evidentes con el cristianismo. De hecho, acompañando a su padre cuando éste es enviado por su empresa a los Estados Unidos, es matriculada en un elitista colegio cristiano, el Keimei Gakuen, que aunque gestionado por una familia japonesa, los Mitsui, dice de sí misma que su finalidad es “construir el carácter a través del cristianismo”. Amén de ello, casó en segundas nupcias con el norteamericanoAnthony Cox, con quien tuvo una hija, Kyoko que al divorciarse sus padres, marchará con el padre convirtiéndose al cristianismo de la Iglesia de la palabra viviente(Church of the living Word), una adscripción cristiana bastante moderna que data de los años 50. Una hija que como verán Vds. en la versión original del villancico, aparece mencionada en él, al principio del mismo.
 
            La canción es cantada por el ex-beatle, al que acompaña el Harlem Community Choir. Yoko se limita a abrirla con un “happy christmas Kioko!” dedicado a su hija, muy llamativo en una persona que no profesaba la religión cristiana, lo que por otro lado, habla del carácter universal que ha adquirido en todo el mundo la navidad y el espíritu de paz y amor con el que es universalmente identificada.
 
            Dicho todo lo cual, ahí les dejo con el precioso villancico de John Lennon, así como con su letra debajo, por si se animan a cantarlo con el célebre beatlle, así como con una propuesta que les ofrezco de traducción al español. Un poco libre dicho sea de paso, pero como se trata de una canción que ha recibido tantas versiones, aquí va también la mía.
 
            Sirva como mi felicitación a todos Vds. en una noche tan señalada como la que nos preparamos para celebrar, y que sean Vds. muy felices en compañía de aquellas personas con las que más deseen estar.
 
 
Happy Christmas Kyoko
Happy Christmas, Yoko
 
So this is Christmas 
and what have you done? 
Another year over, 
a new one just begun.
 
And so this is Christmas. 
I hope you have fun 
The near and the dear  ones,
the old and the young
 
A merry merry Christmas  
and a happy New Year.
Let’s hope is a good one  
without any fear.
 
And so this is Christmas  
for weak and for strong  
the rich and the poor ones. 
The road is so-o long. 
And so happy Christmas 
for black and for white, 
for the yellow and red ones. 
Let’s stop all the fights. 
 
A merry merry Christmas 
and a happy new year. 
Let’s hope is a good one 
without any fear. 
 
And so this is Christmas 
and what have we done? 
Another year over 
and a new one just begun. 
And so happy Christmas, 
we hope you have fun 
the near and the dear ones 
the old and the young. 
 
A merry merry Christmas 
and a happy new year 
Let’s hope is a good one 
without any fear 
 
War is over if you want it! 
War is over noooow! 
 
 
 
 
 
 Navidad ha llegado
 y que ha sido de ti.
 Otro año ha pasado,
 y uno nuevo está aquí.
 
 Llegó Navidad
 que seas muy feliz
 a los que son de allá
 y a los que son de aquí.
 
 Feliz Navidad
 y año nuevo feliz.
 Que esté lleno de paz
 y de amor para ti.
 
 Navidad ha llegado
 para pobres y ricos
 para enfermos y sanos
 que es muy largo el camino
 Llegó Navidad
 para negros y blancos
 para azules y rojos
 ya no habrá más que paz.
 
 Feliz Navidad
 y año nuevo feliz.
 Que esté lleno de paz
 y de amor para ti.
 
 Navidad ha llegado
 que ha sido de ti
 Otro año ha pasado
 y uno nuevo está aquí.
 Feliz Navidad
 que seas muy feliz
 a los que son de allá
 y a los que son de aquí.
 
 Feliz Navidad
 y año nuevo feliz.
 Que esté lleno de paz
 y de amor para ti.
 
 Se ha acabado ya la guerra
 Para siempre, Dios lo quiera.
 

fuente:
 http://www.religionenlibertad.com/articulo.asp?idarticulo=26645
            ©L.A.