15 julio, 2012

Silencian a Springsteen y McCartney en un concierto

El cantante de New Jersey no pudo terminar su concierto con la misma vitalidad con la que lo empezó.
Dos de las más celebres estrellas del rock mundial fueron silenciadas sobre el escenario mientras actuaban en un concierto al aire libre en el Hyde Park de Londres, después de que los organizadores del evento decidieran que habían excedido el tiempo permitido y que estaban a punto de violar la hora límite local de ruidos.

El rockero estadounidense Bruce Springsteen fue uno de los artistas invitados del festival de música Hard Rock Calling, que se celebra este fin de semana en el emblemático Hyde Park de la capital británica.

Paul McCartney se unió a Springsteen en el escenario para cerrar con broche de oro la actuación de "The Boss", en la que no faltaron canciones como Born in the USA y Because the Night.

La idea era que intepretaran juntos algunos de los éxitos más conocidos de los Beatles, como I Saw Her Standing There y Twist and Shout.

Sin embargo, no pudieron ni despedirse del público.

Cuando McCartney se incorporó al espectáculo, Springsteen, conocido por sus largas actuaciones, llevaba más de tres horas sobre el escenario y había excedido el tiempo límite en media hora.

En un momento dado, los organizadores del concierto apagaron los micrófonos de los artistas, con lo que ninguno de los cantantes pudo volver a saludar al público y tuvieron que abandonar el escenario en silencio.

Horas después, ni "el Jefe", ni el exBeatle pudieron volver a dirigirse a sus fieles seguidores. Ni siquiera para dar las gracias.

fuente:
http://www.bbc.co.uk/mundo/ultimas_noticias/2012/07/120714_ultnot_silencian_springsteen_mccartney_bd.shtml

1 comentario:

James Stuart dijo...

De piedra me he quedado al leer la noticia, que al Boss y a MACCA le hayan hecho tal jugada, qué poca vergüenza los organizadores al cerrarles los microfonos.

Imaginaros como se quedarían estos dos genios ante tan mala leche, por no hablar de las caras de las personas que pagaron por verlas y de las horas que pasaron para ese momento.

Solo espero que tan poco profesionales, no vuelvan a estar al cargo de un acto tan grande que parece que a ellos se les ha quedado pequeños. ¡saludos!