02 abril, 2013

Paul McCartney restaura histórico piano Motown



El instrumento de 1877 fue tocado por grandes músicos del sello discográfico como Stevie Wonder y Marvin Gaye


Un piano Steinway de cola larga de 1877 en el que tocaron los grandes de Motown durante el apogeo del sello discográfico en la década de 1960 fue restaurado gracias a Paul McCartney y ahora está de vuelta en Detroit.
Técnicos de Steinway entregaron el lunes el piano victoriano de palo de rosa, de 3 metros (9 pies), en el edificio "Hitsville, U.S.A" y un grupo de trabajadores lo montó en un viejo estudio de grabación ubicado en el actual Museo Histórico de Motown.
McCartney, un admirador del sonido de Motown que interpretó y grabó varias de las canciones del sello en los primeros años de los Beatles, dijo a las autoridades del museo tras un concierto en Detroit en 2011 que quería ayudar a restaurar el piano al enterarse que el instrumento ya no servía.
El piano llegó a Motown cuando la discográfica adquirió a Golden World Records en 1967, cuyo edificio renombró Motown como Estudio B, y fue usado por músicos y compositores para crear canciones de Stevie Wonder,Marvin Gaye y otras estrellas de la disquera.
Para celebrar el regreso del piano, las autoridades del museo invitaron a la población a visitar gratis Hitsville el 25 de abril. "Este piano es parte de nuestra querida colección de objetos históricos que cuentan la historia de Motown", dijo Robin Terry, presidenta de la junta directiva del museo.
"Estamos felices de poder darle la bienvenida de nuevo en Detroit, donde servirá para educar a estudiantes locales sobre la historia creada en su ciudad y compartir la historia de Motown con las futuras generaciones".
El piano recuperó su calidad de sonido apta para grabaciones de discos, dijo Terry, y todos sus componentes internos (caja de resonancia, teclas, martillos y cuerdas) fueron restaurados. La caja y el armazón del piano se conservaron para preservar su autenticidad, mientras que las patas, que no eran originales, fueron reemplazadas. Aunque las cuerdas y martillos originales estaban dañados sin posibilidad de reparación, fueron conservados y serán entregados al museo para su exhibición.
A pesar del estado en el que se encontraba al llegar a Steinway en Nueva York, Terry dijo que los técnicos lo describieron como "uno de los instrumentos más finos que con el que hayan trabajado".
Uno de los técnicos lo escuchó y dijo "este piano puede compararse con cualquier piano de concierto en otra parte", dijo la presidenta.
Aunque su preservación histórica sigue siendo la prioridad en el museo, Terry dijo que el piano no estará fuera del alcance de todos, por lo menos no de invitados especiales como McCartney que saben cómo tocarlo, pero por ahora necesitará un par de semanas para ajustarse a su ambiente.
"Una de las lecciones que aprendimos en este proceso es que los instrumentos como ese tienen que ser tocados", dijo Terry, cuyo tío abuelo es Berry Gordy. "Antes no dejábamos que lo tocaran para protegerlo y preservarlo. La verdad es ... que está hecho para que lo toquen".
McCartney asegur� que quer�a ayudar a restaurar el piano al enterarse que el instrumento, resguarda
Instrumento. McCartney expresó su intenciones de restaurar el piano al enterarse que el instrumento, resguardado en el Museo

fuente: